Papeles térmicos son aquellos que reciben un revestimiento en su superficie que los hace sensibles al calor. Con eso, el sistema de impresión térmico no requiere tinta en la impresora, ya que ésta se queda directamente aplicada al papel. La imagen (impresión) es el producto de la reacción entre los químicos del revestimiento y el calor, normalmente desprendido de las impresoras térmicas, para las cuales son proyectados.

Descubra cual es el papel más indicado para cada tipo de aplicación.

Non Top Coated*
Papéis Térmicos - TERMOSCRIPT

Papele térmico para recibos, comprobantes fiscales, entradas y controles de acceso.

Papéis Térmicos - TERMOCOPY

Papele térmico para el uso del fax.

Papéis Térmicos - TERMOBANK

Papele térmico para extractos bancarios, recibos en general y punto de reloj electrónico (REP).

Top Coated**
Papéis Térmicos - TERMOTICKET

Papele térmico topcoated para recibos de agua y energía, parquímetros, entradas para eventos y tarjetas de embarque.

Papéis Térmicos - TERMOLOTO

Papele térmico topcoated para billetes de lotería

Papéis Térmicos - TERMOLABEL

Papele térmico topcoated para etiquetas adhesivas.

Los papeles térmicos son compuestos por hasta 3 capas de revestimiento, cada cual con su función, garantizando el buen funcionamiento del sistema, de acuerdo con el uso del papel. Ellas son:

Undercoating

Primera capa de revestimiento, compuesta por un pigmento con propiedades aislantes, que concentra el calor de la impresora sobre el papel, impidiendo la disipación para el ambiente. Además, cierra y perfecciona la superficie del papel base (offset) para recibir la capa térmica, que contiene los químicos responsables por la reacción.

Térmica

Segunda capa de revestimiento, que contiene los químicos que reaccionan al calor y son responsables por la formación de la imagen. Tales químicos son, básicamente, un colorante leuco y un revelador, formando una imagen negra.

Overcoating

Algunos papeles térmicos poseen esta tercera y última capa, que forma una película sobre la superficie y funciona como una barrera de protección de la imagen a medios que puedan dañarla y revertirla al estado leuco, tales como agua, aceites, solventes y plastificantes.

Los gramajes pueden variar, así como el tipo de revestimiento, de acuerdo con la aplicación final del producto.

Siga también las redes sociales el trabajo de la Oji Papéis.